¿Crecer duele?


Durante toda nuestra existencia pasamos por diversas transformaciones bien sean físicas, emocionales o espirituales. Los cambios trascendentales casi siempre vienen acompañados de dolor. 

Cuando éramos niñxs el proceso de la aparición de nuestros dientes generaba dolor, en la adolescencia los cambios hormonales nos causaban crisis existenciales, provocando dolor emocional. 
Al llegar a la adultez comenzamos a transitar un camino donde experimentamos dolores distintos, estos nos causan profundas transformaciones a nivel emocional y espiritual…
Como podemos percibir, todos esos dolores nos han hecho crecer… por ello no debemos evitar el dolor, debemos tomarlo y experimentarlo, porque detrás de él existe un aprendizaje y con ello un crecimiento. 
Definitivamente, no somos los mismos después de una situación dolorosa.
Estoy aquí para acompañarte! 

Un abrazo,

Keyla

Pd: foto de libre uso de pixabay.com


My Instagram

Copyright © KeylaZen. Designed by OddThemes