Descubriéndonos a través de lo que nos pasa



Cuando nos encontramos en fechas que marcan finales como lo es el fin de año, es propicio e incluso un reflejo natural comenzar a realizar balances sobre todo lo sucedido en el año que está por culminar.

Este es un ejercicio, que permite colocar las cosas en perspectiva y realizar un recorrido veloz por las experiencias, encuentros y desencuentros ocurridos. Es así que este escrito fundamentalmente gira en torno a los acontecimientos y aprendizajes que el 2017 dejó en mi vida
.
Definitivamente fue un año bastante peculiar, existieron muchos movimientos fuertes, que me permitieron sentir muchas emociones, experimente rabia, miedo, angustia, ira, frustración, impotencia, esos sentimientos afloraban sin parar ante los hechos que acontecían. De repente me di cuenta que todo lo que sentía, era porque de manera inconsciente estaba tratando o quería que la realidad fuera distinta, no quería que eso pasara, y allí surgió un aprendizaje ¿Quién soy yo para querer cambiar lo que pasa afuera? ¿Qué tanto de lo que pasa afuera fue creado por mí? Porque si creo en que todos estamos conectados, de alguna manera hemos co-creado esa realidad que yo estaba viendo y viviendo en ese instante. Al tomar consciencia de eso y asumirme como co-responsable, me di a la tarea de empecer a buscar dentro de mi esos sentimientos oscuros (miedo, rabia, impotencia….) para mirarlos, entenderlos, comprenderlos y sanarlos.

Encontré muchas sorpresas, pues descubrí que tenía miedo a perder lo que pensé me brindaba mi seguridad, como el trabajo; sentía miedo ante las decisiones de otros, y mi creencia de que ellas podían afectar mi camino. También entendí que mi rabia e impotencia, provenía de mi pretensión de querer cambiar las situaciones, de mi resistencia a no aceptar aquello que pensaba que no era correcto.
Es normal, sentir miedo… ante situaciones inesperadas, pero a veces ese miedo proviene de nuestra necesidad de controlar lo que sucede. Y allí es donde comienza la batalla por querer cambiar las situaciones, erróneamente pensamos que lo que está afuera es responsable de cómo nos sentimos, pero para mí no es así.
Afuera pasan cosas y seguirán pasando sin duda alguna, pero solo uno es responsable de decidir cómo vivir esa experiencia, y lo más importante identificar en nosotros que nos quiere mostrar ese reflejo.

¿Y tú qué estás viendo afuera?

Un abrazo,

Keyla

Pd: foto de libre uso de pixabay.com


My Instagram

Copyright © KeylaZen. Designed by OddThemes